• Kinesio Taping, Vendaje Neuromuscular, Vendaje Neurofascial…

  • Kinesio Taping, Vendaje Neuromuscular, Vendaje Neurofascial… son distintas denominaciones para un método de vendaje que constituye algo totalmente distinto a todo lo realizado en este campo hasta el momento.

    Es un método nacido en Asia (Japón y Corea).

    La prioridad de este método es conseguir mayor movilidad indolora del aparato locomotor, evitando precisamente disminuir la movilidad.

    Las características de la venda que se emplea son específicas, haciéndolas distintas del resto.

    Es una cinta elástica, 100% algodón, adhesiva por una de sus caras, presentándose el adhesivo con unas ondulaciones.

    Es elástica longitudinalmente, pero ineslática en sentido transverso. Por su grosor y peso, actúan como una segunda piel.

     

    En función de la técnica empleada para su utilización, aparecerán unas arrugas llamadas “convoluciones”, que a pesar de dar sensación de mala colocación, son un indicativo de buena ejecución del vendaje.

    Mediante estos pliegues se consigue levantar la piel y aumentar el flujo sanguíneo y linfático de la zona.

     

     

    ¿Cuáles son los efectos del Kinesio Taping, Vendaje Neuromuscular, Vendaje Neurofascial…?

     

    1. Efecto analgésico debido a la disminución de la presión intersticial y a la activación del sistema de analgesia natural del organismo.
      • La venda puede aliviar el dolor al levantar la piel y favorecer el drenaje y descompresión de la zona.
    2. Efecto sobre el tono muscular.
      • Este efecto se explica por la tendencia que viene la venda a recogerse hacia el punto de inicio pudiendo favorecer la disminución de tono muscular y ayudar así a resolver contracturas, o por el contrario actuar para aumentar el tono muscular en casos de atrofia por desuso o tonificación general.
    3. Efecto sobre el soporte articular.
      • Ocurre a partir de la acción biomecánica que trae consigo la corrección en la posición de los huesos de la articulación a tratar, su correcta alineación, en función de la tensión aplicada a la venda.
    4. Efecto sobre el drenaje linfático y la microcirculación.
      • Se lleva a cabo mediante una elevación de la cinta sobre la piel y el drenaje posterior hacia los ganglios linfáticos.
      • Además, la estimulación del sistema nervioso parasimpático debido al pegado de la venda, produce un efecto sedante.
    5. Efecto neurorreflejo.

     

     

    Técnicas de aplicación.

     

    Encontramos 8 formas diferentes de aplicación en función de la estructura a tratar:

    1. Técnica Muscular.
    2. Ligamento-tendón.
    3. Corrección Articular Funcional.
    4. Corrección Mecánica.
    5. Fascial.
    6. Aumento de Espacio.
    7. Linfática.
    8. Segmental.

     

    Indicaciones.

     

    1. Mejora la contracción muscular.
      • Las tiras elásticas que se aplican en la zona afectada no impiden el movimiento, permitiendo la mejora biomecánica.
      • Además, sujetan los músculos proporcionando estabilidad tanto articular como muscular.
    2. Reducción de la inflamación y mejora de la circulación.
      • Actuando como “segunda piel”, el adhesivo produce el efecto de levantar la capa superficial de la piel dejando más espacio a la estructuras que quedan por debajo (espacio intersticial).
      • Esto permite mayor y mejor flujo de la circulación, tanto sanguínea como linfática, así como una mejora en la eliminación de los desechos del organismo.
    3. Alivio del dolor.
      • Reduce la presión sobre las terminaciones nerviosas (nociceptores), encargadas de detectar el dolor.

     

     

    Contraindicaciones.

     

    1. Heridas Abiertas.
      • Las vendas no son estériles, por lo que no se pueden aplicar sobre heridas abiertas.
    2. Alergias o hipersensibilidad cutánea.
      • No suelen provocar reacciones alérgicas, pero si se produjese en personas con hipersensibilidad cutánea deben retirarse inmediatamente.
    3. Enfermedades o trastornos de la piel.
      • Quemaduras.
      • Dermatitis.
      • Psoriasis.
      • Eccemas.
      • Etc…
    4. Diabetes.
      • Los vendajes pueden alterar la absorción de la insulina por parte de los diabéticos.
    5. Embarazo.
      • Sólo en aquellas zonas que afecten al útero.

     

    ¿Es verdad que cada color tiene una función?

     

    La respuesta a esta pregunta es NO, cada color no tiene una función específica.

    Sí es cierto que existen corrientes que indican que los colores cálidos se deben emplear como captadores de temperatura en aquellos casos donde nos interese un aumento o mantenimiento de ésta, y colores fríos en los casos que tengan intención de no aumentar la temperatura de la zona a tratar.

    Otros corrientes hablan de la afinidad que cada individuo tiene a un color. Para saber esta afinidad existe un test: el test Kinesiológico de color.

    Es un test con poca base científica pero que nos puede orientar para saber qué color es el indicado para nuestro paciente.

    Para llevarlo a cabo, nuestro paciente, con los ojos cerrados, lleva una mano a la espalda y ponemos un rollo de color al azar, con la otra mano el paciente hará pinza con el 3º o 4º dedo y nosotros (los fisioterapeutas) intentaremos separar los dedos comprobando su resistencia al intento de apertura.

    Vamos variando de color en el rollo de vendaje y comprobando la mayor o menor resistencia.

    Como resultado del test sabremos cuál será el color más aconsejado para el paciente en función de la fuerza realizada con los dedos.

    Y tú, ¿ya sabes cuál es tu color?

     

     

     

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies